• IVOOX
  • YouTube
  • Facebook
  • Instagram
CAJITASDEPROMESAS con GG.png
  • Conectarte con Dios

Día 31: El amor todo lo disculpa, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. 1 Corintios 13:7

Nuestra sociedad confunde amor con sensualidad. A diferencia de la sensualidad, el tipo de amor de Dios es canalizado hacia otros, no hacia nosotros mismos, lo que es egoísmo. Esta clase de amor va en contra de nuestras inclinaciones naturales. Es posible practicar este amor sólo si Dios nos ayuda a poner a un lado nuestros deseos e instintos, al grado que podemos dar amor sin esperar nada a cambio. Cuanto más nos parezcamos a Cristo, más amor brindaremos a los demás.


Nuestra tendencia es satisfacernos a nosotros mismos, fuimos creados así, quizás por eso la serpiente tentó a Eva y ella quizo probar la manzana primero y después si darle a su esposo, si hubiera pensado primero en la satisfacción de su esposo hubiese llevado la manzana a donde su esposo y la decisión podía haber sido diferente, finalmente la orden había sido no comerás, Dios nunca dijo, no tocarás. Como en todo, si obramos solos somos vulnerables, pero si tomamos las decisiones juntos entonces tendremos menos riesgo, aunque iniciemos algo y estemos saliéndonos de la voluntad de Dios, el estar cerca de otros y actuar siempre con amor hacia otros nos volverá al camino.


Cuando defiendes tu posición o cuando lo que tu quieres o sientes que debe ser, pasa por encima de todo el mundo, aún camuflado con amor al prójimo, realmente no estas amando, cuando quieres hacer algo sin importante las consecuencias para otra persona así sea un desconocido, no estas amando, cuando te encuentras un celular y no lo devuelves crees que estás amando? No. El que ama piensa en el otro.


Oremos: Dios mio, ayúdame a amar a los demás tanto como Jesús me amó en la cruz y tanto como tú me amaste antes para enviarlo a Él a morir por nosotros, dame revelación para poder entender este misterio del amor y ser más como tú, amar a mi familia, a mi cónyuge, incluso amar a otros que no conozco y que día a día se cruzan en mi camino, y que a veces solo están necesitando una palabra de amor. Gracias por amarnos y por que por tu amor podemos ir por el mundo dando de lo que recibimos. En el nombre de Jesús. Amén.